11 diciembre, 2017

Cuatro eurodiputados españoles piden a Mogherini que impida la injerencia rusa en el 21-D

1511349531_101393_1511350313_noticia_normal_recorte1

La vicepresidenta de la subcomisión de Derechos Humanos reclama que la UE ponga todos los medios a su alcance

La vicepresidenta de la Subcomisión de Derechos Humanos del Parlamento Europeo, Beatriz Becerra, y otros tres europarlamentarios españoles del grupo liberal han reclamado por carta a Federica Mogherini, alta representante para la Política Exterior de la Unión Europea, que “utilice todos los instrumentos disponibles para evitar cualquier tipo de injerencia extranjera”, especialmente rusa, en las elecciones que se celebran el 21 de diciembre en Cataluña. El texto sostiene que, dada la importancia de esta convocatoria, es necesario “aumentar la respuesta a estas amenazas”.

La carta se suma a la creciente inquietud que genera en la UE el intento atribuido a Rusia de aprovechar cualquier crisis europea —con la catalana como ejemplo más reciente— para desestabilizar el proyecto comunitario. Antes de esta iniciativa de Becerra, un grupo de eurodiputados, académicos y expertos también se dirigieron a Mogherini para pedirle mayor implicación en el problema. Y en España, el PSOE ha pedido al Gobierno que informe en la comisión de secretos oficiales sobre potenciales intromisiones rusas en la crisis catalana.

En este clima de preocupación, los eurodiputados exigen también que se divulguen todos los informes de los que disponga Bruselas sobre la “desinformación y la propaganda” diseminada sobre Cataluña, según la carta a la que ha tenido acceso EL PAÍS. Entre las unidades con acceso a esta información, cita la unidad de contrapropaganda rusa que opera en el servicio diplomático europeo. El portal que desmonta algunos de esos bulos, Euvsdisinfo, ya recoge en su base de datos casos detectados de desinformación y propaganda rusa sobre Cataluña ante el desafío independentista.

En la práctica, Mogherini carece de competencias para tratar de frenar esos intentos de injerencia exterior. En el ámbito de los ciberataques, la UE está intentando elevar la respuesta europea, pero los servicios de inteligencia son competencia nacional y la supervisión de procesos electorales depende directamente de los Estados miembros. En el ámbito de la manipulación, el Servicio Europeo de Acción Exterior ha puesto en marcha esa unidad para contrarrestar la difusión de noticias falsas provenientes del Kremlin, aunque hasta ahora los Estados miembros han sido muy reacios a reforzar su dotación.

Procesos electorales

La eurodiputada liberal pide que se amplíe geográficamente ese grupo de trabajo y que se refuercen sus capacidades. A petición de Reino Unido y de varios países del Este, los ministros de Exteriores debatieron este asunto la semana pasada en Bruselas y acordaron poner más énfasis en este dosier, aunque sin adoptar compromisos concretos.

Becerra, miembro de ALDE —el grupo liberal en el Parlamento Europeo—, comienza la carta asegurando que la intromisión de aparatos de propaganda ajenos a la UE durante la crisis de Cataluña ha sido “altamente activa”, tal y como ha reconocido la OTAN, al igual que ha ocurrido en otros procesos electorales, como las últimas elecciones presidenciales en Francia. El objetivo de esas intromisiones, dice, es “debilitar el proyecto europeo”.

“El 21 de diciembre tendrán lugar en Cataluña unas elecciones regionales. Estas elecciones serán claves en el futuro de nuestro país. Los diputados al Parlamento Europeo firmantes quieren que se defienda el derecho de los ciudadanos, a través de elecciones libres y dentro del orden constitucional, a elegir representantes políticos sin interferencia de ningún tipo”, dice la carta, que también suscriben Javier Nart, María Teresa Giménez Barbat y Enrique Calvet Chambon.

Sobre el Autor

Entradas relacionadas

Dejar uncomentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *